Llueve


Llueve, y las aceras están mojadas, todas las huellas están borradas. La lluvia guarda nuestro secreto.
Llueve, y en mi ventana te echo de menos, los días pasan y son ajenos. El frío me abraza y me parte en dos, la lluvia cae sobre los tejados dónde fuimos más que amigos.
Recuerdo que dormimos al abrigo del amanecer. Los bares han cerrado, ya no hay copas. La lluvia hoy mojará mi ropa si no estás aquí. Si tú no estás me duelen más los años, las heridas me hacen daño si no vuelvo a oír tu voz.
Llueve, y las palabras se quedan mudas. Todas las noches las mismas dudas, ¿qué fue de todos aquellos besos? Llueve, y se enmudece la primavera. Cuento las veces que el sol espera para secar la acera, para secar el tejado dónde fuimos más que amigos.

María Villalón

Share this:

Comentarios

2 comentarios: