Arde (conmigo)

Acabo de cerrar algunas puertas que me servían de escape cuando tenía ganas de abandonarlo todo en sus brazos. De dejar las ganas en su boca. Me invita a caminar por esos lugares que solamente quiere enseñarme a mí y la noche se enciende. Brillamos. Aparece un bonito desastre como nosotros con vistas a la ciudad, mientras nuestra canción se reproduce en la habitación de al lado y dos personas desconocidas comienzan a desconocerse. Bailamos. Voy a besarle las imposibilidades y voy a enseñarle que los imposibles le están reclamando porque no los intenta. Me prende fuego con la mirada, así que propongo que ambos caminemos y mostremos al mundo lo precioso que es quemarse con otro cuerpo. Porque desde entonces yo ando perdida en sus pupilas.

Share this:

Comentarios

6 comentarios:

  1. Cuanta pasión y lujuría ♥ Ojalá perduren por muchos años!

    ResponderEliminar
  2. Me encanta! De verdad Nerea que de un tiempo aquí has despertado en ti una forma de escribir que antes no tenías, o no tenías o simplemente escribías de otra forma... pero lo haces genial, que lo sepas :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Cuando llevas cierto tiempo con algo y estás relativamente activa es normal ver progresos. Nadie escribe como hace uno o dos años, crecemos y aprendemos cosas que luego aplicamos a la hora de escribir.
      Pienso que la vida existe para superarnos a nosotros mismos, y eso es lo que pretendo.
      Un besito.

      Eliminar
  3. Ay por Dios: "Voy a besarle las imposibilidades y voy a enseñarle que los imposibles le están reclamando porque no los intenta."
    Es que AMO como escribís cada palabra.
    Un beso grande!

    S.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras, siempre me ayudan y me animan a seguir con esto.
      Un besito.

      Eliminar