29 de marzo de 2018

Con alas doradas

15:00 17 Comentarios
Algunas veces volamos
 tan alto tan alto
que el vértigo nos tiene miedo.

Y no hay nada mejor
que causarle al vértigo
lo que él causa a muchas personas.

Así que desde aquí te invito a volar también,
que el vértigo no es nada
si no dejamos que sea algo.

Pirineo aragonés, España

20 de marzo de 2018

Tormenta de primavera

12:00 22 Comentarios
Empieza a chispear. Las gotas se acumulan en los cristales y juegan a hacer carreras. Caricias aterrizan en el aeropuerto de tu cuerpo, besos llegan a su destinatario y te quieros revolotean sobre nuestras cabezas. Y pese al frío comienza a sobrar la ropa. 

Empieza a llover. Aparece una débil neblina que tinta los cristales y empieza a dificultar la visión. La ropa se encuentra por el suelo recreando el desastre que se empieza a formar fuera. También aparecen las ganas, y esas ni se esconden ni se niegan. 

Empiezan los relámpagos. La tormenta ya está aquí y nosotros también estamos preparados. Escalofríos recorren una y otra vez cada centímetro de nuestra piel y juraría que ahora mismo podríamos convertir la belleza de Roma en una leyenda.

Empieza a tronar. El vaho ha cubierto por completo la estancia junto con las gotas, donde por cierto ya no cabe ni un alfiler, como la distancia que nos separa. Siento tu fuerza en mis caderas, siento tu pasión cada vez que entras y sales de mí hasta que el éxtasis nos ahoga.

Empieza a salir el sol. Las gotas juegan a desvanecerse mientras nosotros nos recuperamos, exhaustos, de otra guerra contra el cielo.

14 de marzo de 2018

Ruta 17

10:00 23 Comentarios
Asomarme al abismo de tus ojos y jugar al equilibrio, para que con suerte caiga en tu boca. Llámame masoca, pero me gustaría perderme en esos labios y no encontrar la salida.

Acariciar cada lunar donde hice noche hasta llegar al paraíso, la última maravilla del mundo situada en el ecuador.

Y morderme el labio, como a ti te gusta.

4 de marzo de 2018

Invencibles

10:00 28 Comentarios
Supongo que todos estamos hechos de miedo hasta que alguien viene y le da la vuelta a todo. Alguien que te enseña que amar y ser amado es bonito, dejarse ir por la persona correcta, descubrir, disfrutar...

Así que a mí ya no me da miedo nada, ni el vértigo que siento cuando de puntillas te digo lo mucho que te quiero.



Pd: Como empiezo una nueva etapa he pensado en cambiar el diseño del blog, el anterior me empezaba a parecer muy repetitivo puesto que la mayoría de blogs tienen diseños parecidos.